El Fuerte de Rojas

Historia de Cárdenas

This page in English

7. Cárdenas en el siglo 20

A pesar de todo, Cárdenas era una ciudad que crecía con anheloso y firme empuje, mereciendo que años más tarde y refiriendose a esta fecha, la grán "Enciclopedia Universal Espasa" de Barcelona, al escribir sobre la palabra "Cárdenas" denominara a nuestra ciudad como "la Barcelona de Cuba" a causa de sus múltiples empresas, negocios, almacenes, fábricas, y de su muy activo puerto comercial.

En esos primeros años había llegado a una relativa madurez. Su preponderancia en la Isla era indiscutible.

Sin embargo podemos decir que con la llegada del siglo XX, su importancia iba mermándose, de modo, que Cárdenas a pesar de todos sus avances, no era ni representaba sino la mitad de lo que era y representaba en Cuba para los años 1870 a 1890.

En 1899 era Cárdenas la sexta ciudad de Cuba, con una población de cerca de 22,000 habitantes, pero su crecimiento durante el periodo republicano fue más lento. En 1953 era de 44 000 habitantes.

Durante los últimos años de la república, Cárdenas retuvo su posición como ciudad industrial y comercial y fue puerto de embarque de veinte centrales, pero la saturación azucarera de la provincia de Matanzas fue causa determinante de la aminoración muy marcada que se observó en el ritmo de crecimiento de su población.

GEOGRAFIA DE CUBA, Dr. Leví Marrero, 1950, 1966

En estos 54 años, casi todo, a excepción de una más variada industria de entonces, ha ido aumentando y progresando.

No es solo el casco de la ciudad que ahora cuenta con 43,200 habitantes, (el municipio llega a 55,300) ni sus alineadas calles, ni sus parques de embellecimiento y solaz, ni los varios monumentos que los hermosean, siendo los más importantes el esbelto y elegante a la Bandera Cubana, el de los Mártires de la Independencia, el de Colón, el de las Madres, el de Martí, el de Narciso Lopez y otros, lo que merece la calificación de verdadero adelanto. No son las enormes obras realizadas en su playa y en su puerto, ni la poderosísima industria refinera con sus derivados; ni los muchos centros de enseñanza privada, colegios capaces y bien montados, o los oficiales, como el amplio y moderno Instituto de Segunda Enseñanza y la Escuela de Comercio; ni las muy conocidas firmas y establecimientos comerciales que operan ventajosamente en toda la provincia; es, en una palabra, todo o casi todo lo que la acredita como digna sucesora de aquella emprendedora y pujante Cárdenas del año 1828 en que se fundara.

Después, durante las cuatro decadas del castrismo, dicho declive en crecimiento se convirtió en despoblación vertiginosa con la salida del país, y por lo tanto, de Cárdenas, de una gran parte de los trabajadores, comerciantes e industrialistas de la ciudad, en busca de su libertad y la de sus familias.
No terminemos sinó abriendo el pecho a la esperanza fundada de un venturoso resurgimiento, pensando en los varios factores eficientes e inextinguibles de nuestro pueblo, su industria y su comercio, en el subsuelo de nuestras costas (probable venero de rico petroleo), y sobre todo en el papel predominante del movimiento turístico internacional que comienza a desempeñar un pueblo vecino parte del municipio cardenense e hijo de sus entrañas, Varadero, cuya expansión y movimiento hacia Cárdenas por el grán boulevard costero que se proyecta, será para la madre que le dió el ser, causa de un nuevo engrandecimiento, para que con derecho pueda seguir llamándose la "Perla del Norte", ostentando con verdad en su escudo de armas, el lema que con justicia le pusieron nuestros mayores, "Primus in Cuba", el primero en Cuba: el primer pueblo en muchas cosas entre todos los pueblos de Cuba. Pero sigamos luchando: Cárdenas no ha ganado del todo la grán batalla de la supervivencia, como ciudad importante de la República.

La población de la Ciudad de Cárdenas en distintos censos.

Año    
     Habitantes
1836 ..............      926
1841 ..............   1,828
1862 .............. 12,910
1899 .............. 21,940
1907 .............. 24,280
1919 .............. 27,477
1931 .............. 33,525
1943 .............. 37,059
1953 .............. 43,750

Para terminar el capítulo evoquemos siquiera el recuerdo de una pléyade de cardenenses ilustres que llevaron o llevan por la República y aún por el mundo el nombre glorioso de nuestra ciudad.

Muchos de ellos son auténticos valores y glorias nacionales, y algunos traspasando las fronteras han alcanzado considerable nombradía en los círculos mundiales del saber. La brevedad me impone una simple e imperfecta catalogación que no recoge las múltiples facetas de algunos.

En medicina y ciencias, Los Doctores Leopoldo Horrego, Medardo Vitier, Los hermanos Domingo y Fernando Mendez Capote, el eminente Dr. Tomas Yanes, Fernando Betancourt Godoy, Hnos. Díaz Arguelles y Carlos Deschapelles Menocal.

En historia, Leonardo García Chávez, Oscar M. de Rojas, Antonio Maria Maicas, Alejandro Portell-Vilá y sobre todo sus dos hermanos, Heriberto y Herminio.

En literatura, tribuna y prensa, Miguel Figueroa, José Antonio Cortina, Emilio Bobadilla (el famoso Fray Candil de Las polémicas) y José Ortega Munilla: estos dos florecieron en Madrid y Paris: Ortega Munilla es el padre del polígrafo español José Ortega y Gusset. A estos siguen los nombres de Arturo Fitz Gibbon, Octavio de la Suare Vilá, Victorino Alvarez, José Viladiu, Hermes Moncalián y los directores actuales de los pequeños periódicos locales, Juan Toscano de "La Unión", José Andrés Comas de "La Antorcha", Adolfo Díaz Pérez de Corcho de "Gordejuela", Francisco G. Bacalláo de "El Comercio" y Rafael Palmer de "Prensa Libre"

En el arte, Gumersindo Baréa, Conrado Massaguer Rodolfo Pique, Armando Maribona, Carluchín Moré Fernández, Nieves Medina de Parravicini, Carlos de la Presa.

En la política y patriotismo, el General Carlos María de Rojas, el Coronel Enrique Saez, Comandante Casimajou Hernández, Dres. Miguel Bravo Senties y Nestor Ponce de Leon, la poetisa Emilia Casanova, José Maria Verdeja y sus hijos Santiago; y Octavio Verdeja Neira, Guillerrno R. Jones, Alejandro Neira Rangel con los Doctores Carlos La Rosa y Carlos Miguel de Céspedes Ortiz, si bien este último pasó a Matanzas ya de niñito; luego fue el grán Ministro de O.P.; el otro ocupó la Vicepresidencia de la República.

En la empresa, Séptimio Sardiña e hijos residentes en La Habana, Enrique Parquet, Ernesto Castro, Adolfo Hernández, Angel Cambó Ruiz, Luis Del Valle E., José F. Iturrioz, extraordinario Director de la Casa Arechabala, Los Hermanos Larrauri, Los Castro-Larrieu; Las firmas "Leandro Ruiz y Co.", "Vda. de Garriga y Co.", "Celestino Revuelta", "Hermanos Cue", "Luis del Valle e Hijos", C. Fosforera El Varadero, Las Empresas "Unicos" y "Especiales de Cárdenas". Licorera Perez-Hernández, Luis Villanueva e Ing. José M. Vizcaino.

A estos nombres pudieran añadirse muchos otros, si bien algunos no han nacido en Cárdenas, aunque si, aquí entre nosotros han florecido y fructificado.

Historia de Cárdenas

INDICE DE LA HISTORIA DE CARDENAS
  1. Antecedentes de Cárdenas
  2. La Hacienda Cárdenas
  3. Fundación del pueblo
  4. Dificultades de la Fundación
  5. Progresos notables
  6. Comienza el declive
  7. Cárdenas en el siglo 20

Mounument to the flag built by the Arechabala company